Doce de romaria o doce branco
Europa,  Gastronomía,  Portugal

Dulces portugueses, la ruta más dulce de Portugal

Comer es una necesidad, pero bien sabemos que también es un placer que algunos eruditos de la cocina han convertido en un verdadero arte ¡amén!. Para gustos los colores o (bien traída esta frase) ¡para gustos los sabores! Brunch desayuno, comida, merienda o cena, cada cuál tendrá su favorito: Dulce o salado ¡no importa! todos disfrutamos con lo mismo, el buen comer. Y de esto saben (y mucho) nuestros vecinos portugueses que gozan de una rica gastronomía mediterránea repleta de platos que van directos a la innegable memoria ligada a nuestras papilas gustativas, como sus dulces portugueses. Y ¡que dulces!

Portugal en cuatro dulces

El cocinero es un artista indiscutible: amasando, mezclando, probando unos ingredientes u otros juegan con los sabores y los productos que nos regala la tierra. Con sus creaciones consiguen arrastrarnos a un mar de sensaciones a través del gusto que hacen imposible creer que la gula sea un pecado capital. Todos caemos en él, es inevitable.

La ruta del dulce por algunos de los pueblos más coquetos de Portugal es algo recomendable para todo amante del un buen final. Solo los golosos sabemos lo que es implorar al cielo por tener una digestión corta para poder seguir comiendo. «Dejar sitio para el postre» esa manía de no pedir demasiado o de comer con moderación para que quepa un poquito más, un manjar celestial, ese toque gratificante que da un dulce final a las comidas. Aunque pensándolo bien, no hace falta tener una excusa para disfrutar de cualquiera de estos cuatro dulces portugueses, que bien podrían servir como desayuno, merienda o tentempié.

Torta de Lajanja de Setubal

Prepárate para leer este artículo salivando, probarás los cuatro dulces portugueses y tendrás tu favorito ¡o todos los serán!. No te niego que la torta de Laranja de Setúbal te dejará con ganas de más, en concreto la receta de la Taberna Largo da Ribeira Velha en Setúbal.

Setúbal en una ciudad localizada en la costa portuguesa, en el estuario del Sado a escasos 48 km de Lisboa. Bañada por el océano atlántico es tierra de naranjos, de ahí que su fruto sea el ingrediente principal de su dulce más famoso la Torta de Laranja.

En los conventos y monasterios de Portugal surgieron muchos de los dulces que hoy siguen presentes en las mesas lusas durante muchas festividades importantes. La Torta de Laranja es por tanto un dulce conventual cuyo origen se remonta al S.XVI en el Convento de Jesús de Setúbal. La torta tiene una receta realmente sencilla que puedes realizar en casa en cualquier momento.

Receta Tarta de Laranja Taberna Largo
  • 12 huevos
  • 5 naranjas medianas
  • 10 cucharadas de azúcar
  • 2 cucharadas de maicena

Añadimos el azúcar y la fécula a los huevos mezclando bien
Añadimos la ralladura y el jugo exprimido de las naranjas.
Precalentamos el horno a 180•
Forramos una bandeja con papel pergamino
Ponemos la mezcla en la bandeja y la metemos al horno durante 20 minutos aproximadamente.
Una vez cocido lo sacamos del horno y volteamos la bandeja sobre un paño espolvoreado con azúcar, luego espolvoreamos el interior de la tarta y la enrollamos. Una vez que se enfríe ¡está listo para servir!

Doce Branco de Romaria en Barcelos

En la vecina Portugal al igual que en España, la mayoría de los dulces están ligados a la cultura. Muchas de las recetas tradicionales de los dulces portugueses salieron de los conventos, eran los frailes y las monjas los encargados de elaborar los dulces que con el tiempo pasaron al corazón de la tradición del país. A pesar de que la historia de estos postres conventuales no está del todo clara, el secreto de sus manjares han llegado intactos hasta nuestros días, convirtiéndose en parte esencial de sus fiestas y romerías. Este es el caso del Doce Branco de Romaria típico de la Semana Santa portuguesa, pero que podemos degustar durante todo el año en gran parte del país.

En el municipio de Barcelos podrás degustar un buen Doce Branco de Romaria. Para ubicarlo en el mapa tendrás que desplazarte hacía el norte de Portugal, a 45 minutos de la tercera ciudad más poblada del País, en donde seguramente ya hablas hecho una parada estratégica para disfrutar de alguno de los plantes gratis que puedes hacer en Oporto.

El Doce Branco de Romaria se sirve en la decena de pastelerías de Barceló junto con otros dulces de romería como la tarta de Cruzes, el tradicional Pão de Ló o las brisas del Cávado. Se trata de un postre sencillo a base de azúcar, harina, huevos y limón que todo cocinillas puede preparar en su propia casa.

Receta del Doce Branco de Romaria

Doce de romaria o doce branco
Ingredientes
Pasos a seguir
  • 250 gramos de azúcar
  • 150 gramos de harina
  • 4 yemas de huevos
  • 3 huevos enteros
  • Ralladura de un limón

En un recipiente añadir el azúcar, los huevos y las yemas y batir durante 15 minutos. Después Tamizar la harina y añadirla junto al zumo de limón.

Prepara la bandeja del horno con papel de horno o engrasarla con aceite o mantequilla. Sobre la bandeja colocar la masa a cucharadas iguales, y bien separadas para que cuando crezca la masa no se junten. Cocinar en el horno a 190º durante 10 minutos.

Para el glaseado mezclar la clara de los huevos con azúcar y limón y batir hasta conseguir una masa homogénea y extenderla sobre los Doces de Romeria.

Dulces portugueses de Viana do Castelo

Muy cerquita de Barcelos a cuarenta minutos por carretera, en la localidad de Viana do Castelo puedes degustar la tradicional Torta de Viana. Se trata de un dulce portugués con certificado de calidad, de esta manera el consumidor puede estar cien por cien seguro de que el producto que está a punto de saborear es de calidad y totalmente local. Este dulce tiene más de 500 años de historia, la receta original data del S.XVI y es originaria del Convento de Santa de Viana do Castelo en el año 1505. Fueron las monjas las encargadas de pulir la receta que es marca registrada desde 2021. La Torta de Viana se cuida como buena joya gastronómica que es. No dejes de probarla y degustarla sintiéndote como de la realeza porque este postre (por aquel entonces) solo se preparaba para ocasiones especiales, tan especiales que era popularmente conocida como Torta Real.

Además de su dulce estrella, en Viana do Castelo cuentan con otras golosinerias como los Biscoitos de Viana o bolas de Berlín que encontrarás en la Pastelería Manuel Natário con más de 85 años de repostería tradicional a sus espaldas. Este dulce es muy conocido entre los lugareños pero no es tan famoso fuera de las fronteras portuguesas, porque no se trata de un dulce tradicional si no de una especialidad de estos maestros reposteros. A pesar de buscar y rebuscar no he podido encontrar la receta de la Torta de Viana, así pues debe de ser uno de los secretos mejor guardados de los vecinos de Viana do Castelo.

Bola Parda da Guarda

La receta del dulce Bola Parda da Guarda se ha transmitido de padres a hijos, de generación en generación hasta llegar a nuestros días. Es uno de esos dulces portugueses de cuya existencia pocas veces o ninguna habrás escuchado hablar y sin embargo, no falta en las mesas de la localidad portuguesa de Guarda cada Navidad. La receta original surge en Guarda aunque actualmente se ha extendido por todo el país. Para dar a conocer este magnífico manjar en el año 2022 la localidad organizó el «Concurso Bola Parda da Guarda». Según el jurado la mejor Bola Parda de Guarda la podrás encontrar en la Pastelería y panadería Intermarché.

El secreto de la Bola Parda, además de su magnífico sabor a canela, es que el bizcocho aguanta fresco varios días sin endurecerse. Se trata de una receta realmente sencilla así que si no puedes viajar a Guarda puedes intentar elaborarlo en casa. ¿Una tarde de cocina con los peques de la casa? ¡suena a planazo!.

Receta Bola Parda

Dulces portugueses Bola Parda de Guarda
Ingredientes
Pasos a seguir
  • 6 huevos
  • 500 gramos de azúcar
  • 1 taza de aceite de oliva
  • 1 naranja
  • 1 vaso de brandy
  • 1/2 taza de leche
  • 3 cucharadas de canela en polvo
  • 500 gr de harina de trigo
  • 2 cucharadas de postre de levadura en polvo

Separa la clara de las yemas. Batir las claras de huevo y luego añadir el azúcar. Después agregar la taza de aceite de oliva con la ralladura y el zumo de la naranja y un vaso de brandy. Añade también la 1/2 taza de leche la canela. Por último mezclar los 500 gramos de harina con 3 cucharadas de levadura y las claras batidas. Mezclar todo bien y verter la mezcla en el molde que habremos preparado previamente.

En la bandeja del horno colocar el molde untado con mantequilla y espolvorear con harina. Se mete en el horno a 190º durante 35 minutos. Una vez preparado espolvorear con azúcar y canela.